• White Facebook Icon
  • White Instagram Icon

Let's connect!

Revista digital sobre marcas de lujo y marketing, piedras preciosas y joyería de lujo, y aspectos destacados del lifestyle en Portugal.  

© 2020 The Sapphire. All Rights Reserved.

  • The Sapphire

Emociones: las necesidades que satisface el lujo

¿Qué necesidades nos satisface el lujo? En el quinto escalón de la pirámide se encuentran las ligadas al lujo súper premium y al ultra lujo.

¿Realmente el lujo satisface alguna necesidad? Tal vez esta es la pregunta correcta.


A lo largo de nuestra historia, diversos autores han propuesto teorías acerca de las necesidades humanas. Incluso, el psicólogo Abraham Maslow las explicó visualmente a través de una pirámide, en cuya base están aquellas que son primordiales para nuestra subsistencia.


La pirámide, como toda teoría, tiene detractores. No es posible confirmar, a ciencia cierta, que las personas hagamos una especie de “llenado de necesidades” pasando de un nivel a otro de satisfacción. Lo que sí es cierto, es que la pirámide permite hacernos una idea de qué es lo que buscamos cubrir física y emocionalmente.


Nivel 1: necesidades fisiológicas


En el primer escalón están situadas las necesidades básicas o fisiológicas, como respirar o dormir. Es en el único momento en que se hace referencia a una condición netamente física. De ahí en adelante, todo se relaciona con las emociones.


Nivel 2: necesidades de seguridad


Es así como en la segunda posición se sitúan las necesidades de seguridad. Algunas están relacionadas con la seguridad física y de salud; otras, con la económica. Si bien podría pensarse que el lujo nos provee de lo necesario para llenar estos requerimientos, hay que ver que no es crucial para adquirir un servicio de salud o para alcanzar una estabilidad económica.


Nivel 3: necesidades sociales


En la tercera jerarquía, se tienen las necesidades sociales. Involucran el sentido de pertenencia a nivel familiar, laboral o de amistad. Por supuesto, el lujo permite que nos agrupemos en clubes o nichos extremadamente definidos. Pese a esto, no es vital para que definamos nuestra identidad social propiamente dicha.


Nivel 4: necesidades de estima o reconocimiento


Ascendiendo en el cuarto lugar, se encuentran las necesidades de reconocimiento. Incluye aquello que incremente la autoestima, mantenga en alto la reputación, atraiga atención personal. No está en la cima; sin embargo, es posible ver cómo ya el lujo empieza a aparecer en escena. La adquisición de un producto o servicio de una marca de esta categoría, especialmente de lujo accesible y lujo premium, genera sensaciones de prestigio y aceptación.


Nivel 5: necesidades de autorrealización, motivación de crecimiento, o necesidad de ser


En la quinta y última jerarquía, se hallan las necesidades de autorrealización. Es allí en donde se satisfacen los deseos o requerimientos más elevados y que, por consiguiente, no son elementales para sobrevivir. Se puede hablar de la transmisión de emociones que solamente pueden generar las marcas de lujo súper premium y ultra lujo.


Es justamente en este tope de la pirámide en donde se el lujo se expresa al suplir las más exigentes y trascendentales necesidades ligadas a las emociones. El lujo no llena requerimientos primordiales para la subsistencia; actúa, más bien, como un catalizador de sentimientos que están envueltos en experiencias exclusivas y de prestigio.

10 vistas